Como propietario de una piscina, comprenderá el placer de darse un baño en un día caluroso. También lo es pasar tiempo con la familia aprovechando las numerosas ventajas de una piscina.

Mantener la piscina en perfecto estado maximiza ese disfrute. Con los siguientes consejos de mantenimiento de Anphibius, se asegurará de que la diversión del verano dure toda la temporada.

1. MANTENER EL EQUILIBRIO ADECUADO DE PRODUCTOS QUÍMICOS

Un paso importante en el mantenimiento de una piscina es mantener un equilibrio adecuado de productos químicos en el agua. Hay muchas razones para ello, y una de las más importantes es mantener los niveles de pH adecuados para que el cloro actúe eficazmente eliminando gérmenes y bacterias y evitando la formación de algas.

Mantener el equilibrio adecuado de productos químicos también es importante para que la piscina sea agradable (para que no afecte a la piel ni a los ojos). Además, una piscina desequilibrada puede corroer su equipo, incluyendo la bomba, escaleras, barandillas, así como el liner.

2. DESCARGA

Hablando de productos químicos, es una buena idea dar un “choque” a la piscina cuando sea necesario. Al hacerlo, se elevan drásticamente los niveles de cloro durante un breve periodo de tiempo para eliminar las bacterias. El choque puede ser duro para el revestimiento y no debe excederse, pero es un mantenimiento importante que debe realizar varias veces al verano.

3. DESNATAR, FREGAR Y ASPIRAR

Acostúmbrese a retirar diariamente los residuos de la superficie del agua de la piscina. Algunos tipos de residuos, como las hojas, son más difíciles de recoger cuando se hunden en el fondo de la piscina. Limpiar las paredes de la piscina para evitar las algas no es una tarea diaria, pero debe hacerse al menos cada dos semanas para mantener el revestimiento fresco y limpio.

Aspirar la piscina al menos una vez a la semana es otra buena forma de mantener el agua limpia y reducir la cantidad de productos químicos que hay que añadirle. Si posee un aspirador manual para piscinas, utilícelo igual que lo haría con un aspirador de interior en su alfombra, superponiendo ligeramente cada pasada.

4. CONTROLE EL NIVEL DEL AGUA

El nivel físico del agua de una piscina es importante y debe mantenerse en el nivel adecuado. Para empezar, un nivel de agua fluctuante puede alterar el equilibrio químico de la piscina.

5. PROGRAME UNA REVISIÓN ANUAL

Siempre es útil llamar a un experto, y programar la visita de un profesional de la piscina al menos una vez al año garantizará que el equipo de su piscina funcione a su nivel óptimo. Detectar un pequeño problema ahora puede evitarle problemas mayores en el futuro.